martes, 18 de agosto de 2009

OTRA VUELTA A LOS ARCHIVOS DE ENSIDESA

Cultura deja abierta una puerta a que el archivo de Ensidesa se quede en Avilés

«Si hay una propuesta mejor, la discutiremos», dice el director de Patrimonio Cultural l El PP y ASIA pedirán en el Pleno que el material quede en la ciudad


Francisco L. JIMÉNEZ
La decisión de trasladar el archivo documental de Ensidesa al futuro Archivo Histórico del Principado, cuya sede estará en el edificio de la vieja cárcel de Oviedo, no es inflexible, según precisó ayer en declaraciones a este diario el director general de Patrimonio Cultural, José Luis Vega. «Se tomó una decisión (el traslado del archivo de Ensidesa a Oviedo) atendiendo a criterios relacionados con la deseable unidad del material, ahora disperso; la futura facilidad de consulta e investigación de los documentos y el enriquecimiento de lo que pretende ser un archivo general sobre la industria asturiana, pero si se plantea una propuesta mejor basada en ubicar la sede del archivo en Avilés, no estamos cerrados a discutirla», declaró Vega.
La puerta que deja abierta el director general de Patrimonio aviva el debate abierto sobre la futura ubicación del archivo de Ensidesa a raíz de la publicación en este diario de la noticia de que el legado documental de la empresa siderúrgica se custodiaría en Oviedo. El PSOE avilesino se mostró de acuerdo con esa idea; no así el resto de los partidos locales, que en mayor o menor medida protestaron por lo que interpretan como la pérdida de un fragmento irrenunciable de la identidad histórica avilesina. En este sentido, el PP y ASIA van más allá de la mera crítica verbal y ayer presentaron en el registro municipal una moción para su debate en el próximo Pleno. En esta iniciativa política, los dos grupos de la oposición defienden que sólo Avilés, y ningún sitio mejor, puede albergar la sede del futuro archivo siderúrgico. Por eso instan a la alcaldesa, Pilar Varela, a dotar los medios materiales y económicos necesarios para, en colaboración con Arcelor (la empresa heredera de Ensidesa), lograr que Avilés sea, previa unificación del material ahora diseminado por varios locales, la sede estable del centro documental.
Un portavoz de Arcelor aclaró ayer la postura oficial de la empresa al respecto de la polémica suscitada por el emplazamiento futuro del archivo. Ésta no es otra que el deseo de que las administraciones públicas velen por la unidad del archivo y arbitren medidas para facilitar su consulta y divulgar sus contenidos, si bien la compañía no va a manifestar preferencia alguna por dónde debe estar ubicado físicamente el mismo.
José Luis Vega precisó, para centrar el debate, que el archivo documental de Ensidesa ya es propiedad desde hace años del Principado, no de Arcelor. De hecho, el traspaso del material se produjo en tiempos del INI, a la vez que el de los archivos de otras empresas públicas, si bien la dificultad física de hacerse cargo de golpe de la ingente cantidad de papeles y legajos que componen el archivo siderúrgico ha retrasado hasta ahora la operación. Asimismo, Vega aclaró que los enseres, objetos, máquinas, piezas, maquetas y demás objetos muebles asociados al archivo de Ensidesa no fueron objeto de traspaso en su día al Principado, por lo que están pendientes de definir la propiedad y el uso futuro.
Publicar un comentario