miércoles, 19 de agosto de 2009

20 AÑOS

Hungría conmemora el día que marcó el comienzo de la caída del Telón de Acero

Hoy se recuerda el llamado 'picnic paneuropeo', que permitió la primera fuga masiva de alemanes del este hacia Occidente
EFE |
BUDAPEST

Hungría conmemora el día que marcó el comienzo de la caída del Telón de Acero
El primer sitio en el que cayó el Telón de Acero fue en las afueras de Sopron (Hungría), en la frontera con Austria. Como símbolo ante las decenas de miles de ciudadanos de Alemania del Este que huían a través de Hungría, el entonces ministro de Asuntos Exteriores húngaro, Gyula Horn, y su homólogo austríaco Alois Mock, decidieron, el 27 de junio de 1989, cortar la valla de alambre de espino que había dividido ambos países. / Parlamento Europeo
Hungría celebra este 19 de agosto el 20 aniversario del llamado 'picnic paneuropeo', un encuentro de confraternización durante el que se abrió brevemente la frontera entre Austria y Hungría y que permitió la primera fuga masiva de alemanes del este hacia Occidente. La efeméride no está pasando desapercibida: desde el pasado lunes una serie de conferencias y seminarios recuerdan al que es considerado como primer desgarro en el Telón de Acero y uno de los acontecimientos que aceleró la reunificación alemana.
Veinte años después, en el mismo parque junto a la ciudad húngara de Sopron que acogió el picnic original, antiguos ciudadanos de la República Democrática Alemana y políticos húngaros, austríacos y alemanes están citados para conmemorar aquella jornada. El encuentro cuenta con la presencia de la canciller germana, Angela Merkel, lo mismo que el presidente de Hungría, László Sólyom, y representantes de la Unión Europea.
"1989 fue un año en el que sucedieron milagros y cuando se cambió la historia", apuntaba en la víspera del aniversario el ex canciller austríaco, Wolfgang Schüssel, durante una conferencia conmemorativa que se ha organizado en la ciudad de Sopron.
El principio del fin
El picnic de entonces fue organizado como una 'fiesta simbólica' con la participación de los recientemente legalizados partidos de oposición y ciudadanos independientes, así como el eurodiputado y sucesor al trono autro-húngaro, Otto de Habsburgo. "Este evento se convirtió en un acontecimiento histórico a raíz de lo inesperado. Funcionó como un catalizador de los próximos capítulos de la transición en la región", según detallaba el investigador Csaba Békés.
Quien dirigía el control fronterizo en el lugar de la reunión era el teniente coronel Árpád Bella. Fue él quien dio la orden de no disparar contra los cientos de alemanes que se lanzaron a cruzar la frontera con Austria. Sin embargo, el Telón de Acero aún se cobró una última víctima unos días después. Un ciudadano germano oriental murió a causa de un disparo el día 21 de agosto, tras un forcejeo con un guardia fronterizo húngaro.
"Lamento profundamente que tuviera que suceder así", ha asegurado a la radiotelevisión pública austríaca ORF el autor del disparo, que entonces tenía 19 años. Según el ex guardia fronterizo, cuya identidad se mantiene oculta, "hubo muchas peleas" entre quienes trataban de huir y los soldados, cuyas órdenes eran aún proteger la frontera. "Los alemanes del este nos daban de verdad pena", reconocía.
Entre los actos festivos de hoy se cuenta un concierto de música clásica en la cercana localidad de Fertörákos, bajo el título de 'Concierto Europa'. Las celebraciones concluirán mañana en Sopron con un concierto de rock, al que seguirán fuegos artificiales.
Publicar un comentario