jueves, 23 de junio de 2011

HE TERMINADO…

catedra-calavera
La muerte de un catedrático, sin más huella que un víctor pintado en sangre. El robo de unos mapas capaces de desencadenar una guerra. Una universidad en el epicentro de un nudo de corrientes filosóficas: el humanismo, el oscurantismo religioso y la razón científica. Y una mujer que esconde su verdadero nombre tras capa y espada para forjar su propio destino.
1509. La ciudad del Tormes, joya de la corona, da cobijo a codicias y deseos, manteístas, bastardos de casa noble, catedráticos de primas y fes que rayan la herejía. Tras el asesinato de fray Bartolomé y el robo de los mapas de maese Colón tiemblan los cimientos de la Universidad de Salamanca, depositaria de un secreto que se diría leyenda.
A este escenario llega Isabel de Vargas, una joven que huye vestida de hombre para evitar una boda pactada. Con la ayuda de su prima Luisa de Medrano, discípula del catedrático Antonio de Nebrija y primera mujer catedrática de nuestra historia, el disfraz la convertirá en Pedro Bravo y le dará entrada a un mundo de duelos, libros e intrigas que a ella le estaba vetado. Cuando el maestrescuela de la universidad solicite su ayuda y la del bastardo del almirante de Castilla, Antonio Pimentel, para esclarecer el asesinato, Isabel se verá inmersa en una carrera contra reloj donde la tradición se bate en armas con el progreso, el amor pone en peligro el engaño, y lo que hay en juego sobrepasa los muros del patio de las Escuelas Mayores para retar a la historia.
Libro de aventuras, amor, intrigas palaciegas... Libro fácil de leer, ágil y divertido que consigue mantener la atención del lector hasta el final, hasta saber la suerte que correrá Isabel de Vargas metida de lleno en un mundo vetado a la mujer, exponiéndose a ser detenida por la inquisición por evitar un matrimonio de conveniencia... Me ha gustado mucho, la verdad.
Publicar un comentario