domingo, 20 de julio de 2014

LA HIENA CONTRARIA

22Desde tiempos ancestrales, muchos pobladores de África, Europa y Asia han considerado las hienas moteadas o rayadas desde un punto de vista ambivalente. A menudo marginadas por ser “sucias” o “inmorales”, las hienas también han sido veneradas al ser consideradas seres poderosos que pueden adoptar un aspecto humano. En la mitología oriental africana de Tabwa, la hiena traía la luz del sol para calentar la tierra.

     Puesto que es difícil diferenciar las hembras de los machos de la hiena moteada, y que es un animal matriarcal, también se ha relacionado a este animal con una inversión de las cosas “normales”, como los roles de género tradicionales, lo cual no es necesariamente malo; la rebelión contra los roles de género estrictos y perjudiciales ha dado lugar a una ampliación de las opciones para todos. Y algunas culturas africanas usan la hiena para simbolizar la androginia sagrada.

     Las hienas, por tanto, representan un desafío al statu quo con la intención de mejorarlo por medio de la magia y de otros mecanismos, pero también ponen a prueba nuestros límites personales, como bufones sonrientes con dientes afilados que son y que algunas veces se ríen de nuestra tenaz negativa a crecer. Todo ello puede hacer que sea difícil trabajar con la energía de la hiena, pero a la vez puede contribuir a las iniciaciones y a otros ritos de crecimiento personal. Y aquellos que luchan por conseguir cambios positivos, pueden beneficiarse de la voluntad firme de las hienas.

-Lupa

Sin título

Publicar un comentario